martes, 3 de enero de 2012

Angeles extraviados y aturdidos

El capricho de un instante,
errático peregrinaje de una búsqueda.
Me cautivaron en una sombra,
con insorportables remordimientos
de complicado discurso de moralidad.
Participes de un violento deseo
distorsionando el contorno de las cosas.
Mis pensamientos querían estallar.
Momentos de absoluta intimidad
castigaban mi inocente alma,
amargando mi sensual sentir,
fuego potencial desde la distancia
disfrazado de un insolente silencio.
A nadie se le puede explicar.
Al margen de prejuicios y reticencias,
la realidad de una pasión indomable
que buscaba cuerpos liberados,
que en ese secreto aspiraban
al poder de aplacar a la fiera
dueña del único y brutal deseo
de angeles extraviados y aturdidos
con miedo a amar libremente.

2 comentarios:

  1. No dejes de regalarnos estos minutos
    de lectura. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. intentare no dejar de hacerlo. gracias por leerme

      Eliminar